“Buscamos la erradicación del castor en siete áreas pilotos de la provincia”

Ushuaia.- Desde hace algunos años, Argentina y Chile trabajan en conjunto para intentar solucionar el problema de las especies invasoras, particularmente del castor en la Isla de Tierra del Fuego. En los últimos días, desde el CADIC se ha publicado una convocatoria para voluntarios que quieran ser parte de una capacitación en caza de castores.

El Dr. Adrián Schiviani, miembro del CADIC Ushuaia y coordinador de este proyecto, se refirió al esparcimiento del castor señalando que “ocupa toda la isla grande de Tierra del Fuego, algunas islas vecinas, además esta en Gabarino y en algunas islas más al sur, después la encontramos en el continente, en la península Bronzovich, donde esta ubicada Punta Arenas, y en el 2013 se encontró un animal en una laguna ubicada a 30 kilómetros de la frontera con Argentina, lo cual se puso en alerta porque se había movido unos 150 kilómetros del lugar más continental que conocíamos”.

Contó que el “castor cruzó el estrecho en la década del 60, de hecho hay un estudio presentado este año, que habría utilizado los anillos de los árboles cortado por castor y a través de cómo los anillos se distribuyen en los árboles, uno puede saber de que año es, la suma de años buenos y años malos genera un patrón de anillos de crecimiento en los árboles, donde se puede saber un árbol ‘x’ en que época vivió, analizando los palos de castores encontrados, se determinó que ellos cruzaron a fines de la década del ’60, pero el castor es un animal para el cual el agua salada no es un obstáculo”.

Agregó que hemos visto castores “caminando por la Avenida Maipú en la ciudad de Ushuaia, esos vienen del mar, en otoño, cuando los animales comienzan a dispersarse a buscar nuevos territorios a fines del verano, y el mar no es un problema para ellos, dado que se los ha encontrado en Cullen, en San Sebastián”.

Entendió que en relación al grave daño que “producen se debe tomar rápidas medidas al respecto, de otro modo, si no hacemos nada, el riesgo claro de que el castor prospere por el continente es muy concreto, por eso Argentina y Chile se comprometieron en el año 2008 a intentar restaurar los ecosistemas afectado por el castor, y la herramienta para lograr eso la erradicación del castor en toda su distribución como objetivo de máxima”.

En ese contexto ambos países están tratando de “demostrar que la sociedad puede erradicar al castor en áreas pequeñas, dado que sería muy difícil de encontrar recursos para tratar de erradicar el castor en toda la superficie”.

Consultado a que escala se habla cuando se dice de contratar personal para erradicar al castor, indicó que “durante el mes de marzo del año que viene traemos a unos expertos norteamericanos en control de castor, estás personas pertenecen a un organismo similar al SENASA en nuestro país, y ellos controlan al castor cuando les produce problemas en caminos, en estancias, en pasturas, como lo hacen en nuestra región”, dijo, al tiempo que exteriorizó que la “idea es capacitar a un grupo de cazadores, elegir a los mejores de este grupo, y usarlos como herramientas para probarlos en siete áreas pilotos que tenemos identificadas en la isla grande de Tierra del Fuego”.

En tal sentido marcó que “las siete áreas pilotos involucran a tierras privadas, a tierras públicas, para demostrar esto en un abanico amplio de realidades de paisajes y de tenencia de la tierra”, manifestó.

Además agregó que “esta misma capacitación se le va a dar a los agentes del estado nacional y provincial, para que sea una manera de difundir más las mejores técnicas, pensando en brigadistas de incendio o inspectores de pesca, para que esta gente pueda contribuir en un esquema de manejo a largo plazo, pero nuestro interés para los próximos cuatro años es poder probar la erradicación del castor en siete áreas pilotos, y luego poder medir que beneficios ambientales producen la ausencia del castor de estás áreas, y cuidar que estás áreas no sean nuevamente invadidas”.

Por último puntualizó que “la idea es saber cuanto nos cuesta en todo sentido la realización de este trabajo, no solo en términos económicos, sino también en materia de hombres, las cosas que pueden fallar, cuestiones de organización y administración que pueden fallar, como para ver si somos capaces de hacerlo en una pequeña escala, y eventualmente poder ver si dentro de cuatro años somos capaces ambos países de pegar un pequeño salto”, concluyó. (Infofueguina)

Ver también

No pudo realizarse la XVI Sesión Ordinaria en el H.C.D. para la Jura del Intendente Mirvois

Con la presencia del Presidente del Honorable Concejo Deliberante de El Chalten, Concejal Andrés Zella …